POLÍTICO, ECONÓMICO Y SOCIAL  
24/12/2015
Ejército del Estado Islámico de Bagdad: ¿quién lo equipa, alimenta y abastece?

Por el DR. CARLOS MARCELO SHÄFERSTEIN*
EEUU, a través de sus aliados, está llevando a cabo misiones aéreas militares en una amplia zona de Medio Oriente y Norte de África para quebrar al  Estado Islámico en Irak y Siria (ISIS). Pero lo que llama la atención es que este ejército tenebroso y sanguinario está equipado con armamento y equipos de última generación de fabricación estadounidense.

Ese simple hecho arroja una luz dura en la historia de la política de Estados Unidos en un país destruido injustificadamente por las bombas de la coalición norteamericana y luego por la terrible y caótica guerra civil que nunca termina.

Hubo serias denuncias sobre la irónica constitución de un movimiento desestabilizador de los estados árabes que, bajo el nombre de ISIS, está tratando de liquidar el régimen dinástico los Al Assad que gobierna Siria desde hace décadas, anulando su influencia sobre Líbano y los persas, otro estado islámico no árabe como es Irán.

Esto ocasiona una proyección estratégica que muchos no comprenden: la aniquilación de los grupos terroristas de Hammas y Hezbollah, enemigos de Israel que estaban financiados por los regímenes ahora atacados por ISIS.

¿Quién los banca?
Se comprobó (y está corroborado por las filtraciones del Pentágono y de la CIA) que esta secta de degolladores de cristianos está armada con lo mejor del equipamiento bélico a nivel internacional
mailto:http://www.alternet.org/world/how-isis-ended-stocked-american-weapons

La historia de cómo las armas estadounidenses terminaron en manos de lo que muchos describen como el movimiento extremista islámico más temible, el ISIS o el así llamado “Estado Islámico de Bagdad” se remonta a 2003. Ese fue el año en el gobierno de Bush, basada en la inteligencia cocido-up, que mintió a los estadounidenses para justificar un asalto militar en Irak y la posterior ocupación de la nación.

Cuando EEUU disolvió el ejército iraquí musulmán, sus miembros eran, en gran medida, de la secta sunnita, lo que impulsó el surgimiento de la insurgencia contra la ocupación que llevaba a cabo este ejército licenciado sin goce de haberes.  Por ese tiempo, los Estados Unidos deseaban formar otras FFAA, depuradas, sin la influencia de los que trabajaron bajo el comando de Saddam Hussein.

Para el año 2006, el hombre elevado por los EEUU para alinear un nuevo ejército iraquí era Nouri al-Maliki, un primer ministro chiita. El ascenso de Maliki al poder fue un símbolo de cómo la estructura de poder iraquí se vino cabeza abajo.

Como se sabe, bajo el régimen laico de Saddam Hussein, la minoría sunita mantuvo gran parte del poder, aunque el régimen del partido Bath de Hussein, que otrora conformara la República Árabe Unida (ese mismo Bath también gobierna Siria hasta hoy) hizo incluir chiitas, ya que Saddam no tenía prejuicios religiosos.

Tras la invasión a Irak, los Estados Unidos entregaron todo el poder a los chiitas, cuestión que elevó el sectarismo endurecido entre las dos sectas islámicas rivales al incentivar antiguos rencores.

Maliki no hizo ningún esfuerzo por crear una estructura de gobierno inclusivo por lo que su gobierno enfrentó a los musulmanes sunitas que organizaron protestas masivas en su contra que fueran aplastadas con intenso poder de fuego, matando a cientos de civiles.

Luego, este personaje nefasto ordenó la detención de un vicepresidente suní en 2011. Las fuerzas de seguridad arrestaron a miles de hombres sunitas acusándolos de ser terroristas sin base legal alguna, y muchos fueron torturados.  Maliki también se dispuso a purgar la burocracia del otrora gobierno de los sunitas y los EEUU ayudando a Maliki en ese empeño, intentaron marginar a los árabes sunitas y armaron y financiaron el gobierno civil y las fuerzas de seguridad de Maliki.

Ese mismo año, el 15 de agosto, bajo la presión de Irán, un estado Islámico que maneja una gran influencia en el país, Maliki dejó el cargo.

El nuevo primer ministro, Haidar al-Abadi, proviene del Partido Dawa -el mismo partido que Maliki-. La esperanza era que al-Abadi gobernara de manera más inclusiva, aunque los críticos de la política estadounidense, como el periodista y experto en Irak, DahrJamail, siempre pusieron en duda esa posibilidad.

Irak está ahora fragmentada con la aparición del Estado Islámico de Irak, Siria y Al Shams (ISIS) que está imponiendo su dura regla en las comunidades del norte de Irak y ejecuta a los que ven como no islámico.

Pero no es sólo eso. ISIS es un ejército fuertemente armado abriéndose camino a través de  Medio Oriente con objetivos altamente ambiciosos.

 

El núcleo del Ejército en cuestión está integrado por aquellos militares sunitas, arrojados a la pobreza al echarlos de las filas, obviamente descontentos y ex miembros del régimen de Saddam Hussein.

Por ese motivo muchos sunitas les dieron la bienvenida al ISIS, porque pensaban que era una manera de deshacerse del reinado profundamente sectario de Maliki.

La combinación de un poco de apoyo suní para el grupo y las armas de fabricación estadounidense que capturó ISIS de los depósitos de armamento, munición y blindados, entre otras muchas cosas, le dan la ventaja a ISIS en el terreno donde impera la Infantería y la Inteligencia Estratégica, mediante la acción psicológica de múltiples decapitaciones de prisioneros y civiles. Hace poco se difundió un video por YouTube en el cual ejecutan a un piloto jordano derribado cremándolo vivo dentro de una jaula.

Como sea, si la historia de la política estadounidense en Irak sirve de guía, los ataques aéreos no contribuirán a resolver la crisis de Irak y Norte de África sin antes determinar quién los alienta y financia.

En los últimos días el Consejo de la provincia de Salahuddin, reveló que los aviones norteamericanos no identificados efectuaron lanzamientos aéreos de armas y equipos para ISIS al sureste de Tikrit, lo que indica que hay países que quieren mantener a Irak y a otros países musulmanes bajo la ocupación ISIS.

El presidente del Comité Jassim Al Jabara dijo en una entrevista para IraqiNews.com, “Nuestras fuentes de inteligencia recibieron informes de que los aviones no identificados bajaron las armas y municiones a la organización ISIS cerca del distrito de Dour (25 km al sur-este de Tikrit).”

Jabara añadió: “Esta no es la primera vez; una aeronave desconocida abastece con  armas y municiones a ISIS en el área de Yatrib al sur de Tikrit, varias zonas en Salahuddin, y en Mosul”, agregando que, “Todavía no sabemos a qué organización o Estado pertenecen esas aeronaves.”

El gobernador de la provincia continuó: “Hay países que tratan de mantener a Irak bajo la ocupación ISIS y quieren mantener el terrorismo en Irak, perpetuando la guerra a través de los precios de los combustibles, y proporcionando a los terroristas con armas y equipo, después de las victorias logradas por las fuerzas de seguridad y el pueblo”.

En conclusión, por más que los países árabes aliados a EEUU estén intensificando los ataques aéreos y arman a las milicias kurdas para tratar de derrotar a un monstruo que los EEUU ayudaron a crear, los degolladores de cristianos reciben la financiación de los aliados de Estados Unidos como Arabia Saudita y Kuwait.

Fuentes:
http://www.meforum.org/5050/let-unfriend-isis

http://www.iraqinews.com/iraq-war/urgent-unknown-planes-airdrop-weapons-isis-southeast-tikrit

http://www.thedailybeast.com/articles/2014/10/21/isis-video-america-s-air-dropped-weapons-now-in-our-hands.html

http://www.alternet.org/world/how-isis-ended-stocked-american-weapons

http://edition.cnn.com/videos/us/2015/02/21/newday-wedeman-isis-seizes-u-s-weapons.cnn

http://www.meforum.org/5051/research-on-the-islamic-state
 
Opciones avanzadas
  Home
  Sociedad
  CLASIFICADOS
  Archivo
  Contacto

Se permite la reproducción citando la fuente.